Las hipotecas joven se caracterizan por poseer los plazos de devolución más amplios del mercado, Caja Duero es la que cuenta con el plazo máximo de devolución: 52 años.

Las hipotecas diseñadas especialmente para los jóvenes se pueden encontrar en todos los bancos y cajas de ahorros, sin duda alguna estas suelen venir acompañadas de ventajas para este colectivo, la principal es el amplio plazo de devolución.

Las entidades bancarias españolas que se caracterizan por poseer los plazos de devolución más amplios son las siguientes: la Hipoteca Joven de Caja Duero, que alcanza el plazo máximo de devolución en el mercado, con 52 años; la Hipoteca Joven 0,25 de la caja de ahorros BBK cuenta con un plazo de hasta 50 años; el plazo de amortización de 40 años lo ofrecen Barclays, Bankinter, Sabadell Atlántico, Caja Castilla La Mancha y muchas otras.

Esta aparente ventaja puede tornarse en un doble juego, pues a pesar de pagar menores cuotas mensuales esto no siempre asegura el mejor precio o el mejor trato. La primer gran desventaja es la elevadísima cantidad que se abonará únicamente por intereses, por ejemplo para una hipoteca de 200.000 Euros a 50 años con un tipo de interés fijo del 4%, se pagarán de intereses alrededor de 262.853 Euros, eso sin tomar en cuenta que la gran mayorí­a de hipotecas cuentan con un diferencial TAE mucho más alto.

Con una hipoteca a 25 años, el costo de los intereses se reduce a tan solo 116.703 Euros, una cantidad considerable que reduce el precio que finalmente se paga por la vivienda en el 50%.

Sin duda alguna lo más atractivo de estos préstamos es que permiten reducir el costo de las cuotas mensuales considerablemente, un préstamo a 50 años se suele pagar en cuotas mensuales bajas, que pueden rondar los 700 Euros, en cambio un préstamo con un plazo menor ronda los 1000 Euros; esta importante diferencia permite a las familias vivir más holgadamente y con menos problemas económicos, pero siempre es importante analizar la situación económica a largo plazo.

Otra grandísima desventaja son los préstamos con interés variable y con revisión a un año, lo que significa que las cuotas mensuales estarí­an constantemente incrementándose hasta alcanzar 50 subidas de precio; sin duda elegir este tipo de interés es riesgoso por lo que obliga a quien contrae el préstamo a estudiar minuciosamente las variaciones del Euro.

Como se puede ver muchas son las consideraciones a tener en cuenta con las famosas Hipotecas Joven, saber encontrar el mejor balance para que el plazo de devolución no aumente el coste total del préstamo es tarea obligada para quien desee contratar un préstamo a tan largo plazo.

Publicado por camaltec

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *